2 mins

Guillermo Barros Schelotto y sus desafíos como nuevo técnico del LA Galaxy

Camila Nogues

Camila Nogues

El “Mellizo” deberá saber llevar muchos egos en su flamante plantel.

Tras el duro golpe que significó haber perdido la final de la Copa Libertadores frente a River Plate, el extécnico de Boca Juniors tiene nuevo destino y es la MLS. El Galaxy lo presentó de manera oficial como su flamante técnico.

Te puede interesar: “Llego al Galaxy porque deseo darle un título”

El “Mellizo” conoce muy bien la Liga. En el año 2007 desembarcó en la MLS y fue de los primeros jugadores de gran trayectoria en comenzar a darle renombre a la Liga, cuando aún estaba en sus momentos de crecimiento. El Columbus Crew fichó por él y Guillermo se convirtió en uno de los jugadores más importantes del equipo en su historia. Es más, fue elegido como MVP de la MLS Cup en 2008 conquista por el Crew. La realidad que lo trae de regreso a la MLS no está dentro del campo de juego, sino desde el banco de suplentes. Tras su retiro, el “Mellizo” comenzó a dirigir y junto con su hermano Gustavo formó una dupla que tuvo grandes conquistas en el fútbol argentino, una de las Ligas más competitivas del continente. Del discreto pero poderosos Lanús, con el que conquistaron la Copa Sudamericana 2013, los hermanos pasaron a dirigir al gigante Boca Juniors. Más allá de la final perdida de la Copa Libertadores ante River, que fue lo que desencadenó su salida, la dupla Schelotto logró grandes actuaciones de uno de los clubes más grandes de Latinoamérica. Ahora, Guillermo y Gustavo tendrán el desafío de dirigir a un equipo con grandes nombres y egos: Zlatan Ibrahimovic, los hermanos Dos Santos y Ashley Cole.

Un equipo que busca reinvindicarse

En el 2018 el LA Galaxy revolucionó el mercado de pases con la contratación de Zlatan Ibrahimovic. Todos esperaban que fuera la sensación de la MLS pero más allá de algún que otro gol con destellos de genialidad, Zlatan no marcó la diferencia que se esperaba. El Galaxy no tuvo una gran actuación la temporada pasada y con los Barros Schelotto en su banco de suplentes buscará revertir eso. El primer partido que dirigirá será el 9 de febrero ante el Toronto FC. El 16 se enfrentaran a Vancouver Whitecaps y el 23 ante Colorado Rapids, todos amistosos para ponerse en ritmo.