4 mins

Ya larguen el bozal a Kaku y dejen que la rompa con el NY Red Bulls

The Futbol Times

The Futbol Times

Jesse Marsch dice que es hora de desatarlo, pero se equivocó en no hacerlo en su partido más importante

Han pasado cuatro días, pero la noche del martes parece fresca para los New York Red Bulls.

Incluso una resonante victoria por 3-1 sobre Montreal en la Conferencia Este solo destacó la persistente sensación de pérdida que siguió a la expulsión de semifinales de la Liga de Campeones de la Concacaf ante Chivas de Guadalajara, un partido donde el Kaku debería haber sido la estrella si lo hubieran dejado libre los 90 minutos.

Aunque en la temporada baja Alejandro “Kaku” Romero Gamarra jugó 82 minutos, anotando su primer gol MLS en su cuarta aparición; el martes, él solo se sumó durante la última media hora de acción de los cuartos de la Liga de Campeones de la CONCACAF o CCL, pego dos tiros y cometió una falta, incluso cuando él y sus compañeros de equipo de RBNY se quedaron vacíos a pesar de castigar a Chivas durante todo el partido, si lo hubieran dejado jugar desde un comienzo, el partido hubiera sido otro y ahora envés de las chivas jugando con Toronto FC, serían los Red Bulls contra el Toronto, por primera vez en la historia una final de la CCL con 2 equipos de la MLS.

La decisión de limitar el tiempo de Kaku en el momento más crucial del equipo de Nueva York, fue principalmente de Jesse Marsch, fue “muy discutido”, fue atacado. Marsch y creemos que ahora entendió, y como es su derecho de tomar decisiones, estuvo en desacuerdo, pero a un jugador así no lo podes dejar sentado en un partido tan importante.

“Cuando veas esta noche, por supuesto, bueno, todos dirán que debería haber jugado el martes”, dijo Marsch. “Ese juego era un juego muy diferente. Un juego muy diferente. Era un juego en el que se nos enganchaban, sin espacio, sobre movilidad, sobre movimiento arriba … no es para decir que Kaku no podía encajar allí y no pudimos haberlo ayudado a hacer ciertas cosas. Pero tomamos esa decisión en función de lo que pensamos que requeriría ese juego, y si llegaba tarde, podría haber más espacio y podría hacer algunas jugadas y él casi lo hizo. “Todos hemos tenido que reflexionar mucho el martes por la noche, pero Dios mío, hemos jugado muy bien. Fuimos después de eso. Hicimos todo menos la meta. Así que tomaré críticas, todos criticaremos las diferentes cosas que pasaron, pero no me arrepiento de lo que sucedió el martes por la noche “.

Marsch llamó al “mejor juego de Kaku por una milla” y reconoció “es hora de quitarse las esposas” citando los esfuerzos realizados por el jugador para comprender los requisitos tácticos y las reacciones esperadas que el personal de RBNY le pide que ejecute en la cancha. Los elementos de capacitación se modificaron tan recientemente como el jueves para aclarar mejor los roles de todos.

Uno de los primeros en la lista es descubrir cómo dejar que Kaku tenga la libertad de operar como el verdadero No. 10 en el que fue creado, mientras que reinan por el instinto natural de buscar “lugares fáciles para encontrar la pelota” en el ala. Marsch explicó que el sistema necesita a Kaku para mantener la posición central, vinculando el ataque y permaneciendo disponible para contrarrestar según sea necesario, todos los elementos que el entrenador sintió que Kaku logró el sábado, cuando se le encargó principalmente la tarea de marcar a la estrella del Impact Ignacio Piatti.

“Estuvo en lugares difíciles y apretados, pero tiene el talento suficiente para hacerlo”, dijo Marsch. “Tendremos que seguir construyendo cosas diferentes en días diferentes. Pero hoy creo que demostró una comprensión integral de lo que necesitamos que haga, y obviamente su capacidad para hacer jugadas es bastante buena”.

A pesar de que la destreza en los partidos de Kaku ha atraído la atención y elogios, lo que está sucediendo en la práctica es lo que está dejando una impresión más fuerte con sus compañeros de equipo.

El delantero Bradley Wright-Phillips, que ahora asistió en los ataques de Kaku en el juego del torneo de la CCL y MLS, indicó que el resultado del sábado no fue una sorpresa.

“El tipo no es solo un jugador de calidad en la pelota”, dijo Wright-Phillips. “Si realmente viste este juego, sus reacciones, él cierra y está dispuesto a trabajar”. Encontrar un No. 10 que no solo sea bueno para la pelota, sino que pueda funcionar tan duro como lo hace, es muy afortunado. Una vez que comience a obtener más juegos, va a ser nuestro jugador más peligroso “.